Himnos por el amor de las amigas

Himnos por el amor

de las amigas

            y el sol de lluvia cambió de estado de ánimo,

            desordenó su propósito

y desató una lluvia de fuego

contra el mundo.

Enrique González Rojo Arthur: TERCERO SOL

A sus linderos,

salpicadero de voces en ráfaga

le alcanzan los gemelos de las pantorrillas,

pero ni a sus talones llegan.

 

Su andar lleva la premura

de sus caderas libertas

que tañen y tallan por un vibrar esbelto,

menos hosco y sin las ataduras

de las guerras por la ajena,

las que marcan con semen

los territorios y tatúan

la mirada de mujeres,

advertidas a gritos

que de ellos son o de nadie.

La cadencia de su cuerpo

sacude el ánimo de los volcanes

y de los miembros más inflamables

del ejército de urgidos.

Y aun así -porque ella lo sabe-

prefiere las vasijas de dos bocas,

su fluir de ríos,

la percusión con ecos del gemido

de los dedos al arpa en un sostenuto

y lo que las dulces lenguas digan.

Va a verse en ojos vista, -a mirarse

dilatadamente- con sus amigas,

sabe que ahí no será la poseída,

ni la intercambiada por mercancías,

será adornada no con gladiolos

sino con azucenas

y prevé que sus mejillas brillarán,

bruñidas por regocijos, regazos y jugueteos.

Adelante, hermana amiga,

muy amada ama de tu cuerpo amante.

La consigna es:

“Libre, linda y loca, no sumisa ni devota”

No obstante admite exponer mi ofrenda:

si luego de tu amistad, Amor brincos diera,

hazme saber si aún consiguiera ser contigo

el como quieras quiero,

sin el rito impuesto por padres beatos

de un ying por cada yang, ni del ojo por ojo

sino el más libre de lengua por yegua.

 

Ricardo Landa, 7 de noviembre de 2008

Imágenes: Safo de Lesbos; Otto Mueller: dos desnudos; Eguez, mujeres; Clarke: gladiolas; Steve Richard  y  Mamille: el espejo, los espejos.

Anuncios

El difícil viaje

El difícil viaje

soplando pájaros

Por mi aire, difícil viaja

el cenzontle en las calles

dolidas del olvido.

 

Sin alas, se desflora.

samurai_by_cenzontle

Cursa desnudo y flaco

mis desiertos, herido

por mi afilado espejo.

 

Y si lo levanta ágil

la límpida mañana,

si come entero un árbol

más su estrella de alpiste,

será porque el muy loco

cambia el color por ansia.

 

Ya en alto vuelo y libre

cantará para el mundo.

En mil lenguas dirá:

azul. Imitará alas,

picos de extraños lances,

será guerrero y amante,

generoso e insurgente.

Cenzontle-02

Así hasta que se embriague,

hasta que sueñe el sueño

del cenzontle que vaga

ciego, el que canta ronco,

sin flor, sin sal, zaherido,

mas nunca, nunca muerto.

cnezontle grabado

 

Ricardo Landa del 1 de mayo de 2007 al 11 de julio de 2008. (Versión 2016)

Imágenes: Soplando pájaros, Banksy; dibujo  Samurai cenzontle; grabado cenzontle Taller de Gráfica Popular (probable); grabado, cenzontle mirando hacia atrás; y cuadro de Hokusai: pareja de pinznes y flores.

 

hokusai pareja de pinzones y flores

 

 

 

 

Es la mañana

Es la mañana

fotos-edgar-00

Es la mañana 
los pájaros relatan el paso
del viento llevándose sus nidos.
 
Silban en busca de su pareja:
¿dónde estás,
 dónde reposa tu espalda,
qué llevas en las alas
y en las orejas que repica,
en qué rostros quedó el tatuaje
de tus labios, con quién aprietas
los pechos para detener el vuelo,
en qué vasos bebes las horas del aire?
Joan_miro_albacete                    
Las aves exponen al sol
sus heridas nocturnas.
 
Llevo cosido en la lengua
el sabor de su sangre .
 
La risa se prende al techo,
la ropa que se puso el viento
nos dejó desnudos
y en jaulas separadas,
ya ni los sueños
nos calientan la fiebre.
 
Ya es mañana, y la sed de ti no cede .
 

¿Vale-más-pájaro-en-mano-...prefiero-verlos-volar

Ricardo Landa, 3 de enero de 2008. Imágenes: Edgar, foto de grafiti;Joan Miró, Albacete;  Jacobo Silva Nogales: Vale más pajaro en mano, prefiero verlos volar.

Abrazarnos así

Abrazarnos así

ABRAZADOS 10

Largamente
Desnudos y en silencio
Concentrando en el tacto el futuro de las cosas
La sabiduría de la piel erizada o tersa
Aprendiendo de la sublevación del beso
Entre una yema y un pezón
Localizando el misterioso temblor que nace en el vértice del vientre
O el estallido del lamernos despacio
Hasta esa levedad hasta esa muerte
 constantin brancusi el beso 1907
Abrazarnos así
Hora tras hora muslo entre muslo
Despeinarnos de repente
Para que con suavidad nos lisemos los cabellos
Nos recojamos el pelo
Y demos mil besos a/y dentro de las orejas
Quizás el único momento en que alguna música
Lleguemos a decirnos
Aunque los murmullos de los cuerpos
Conversen por nosotros
 
Abrazados así
Hasta dormirnos y despertarnos
Para vernos en una mezcla de irónica alegría
Que anuncia por los ojos y por los labios
El que nos despediremos
Partiendo esta vez sin habernos penetrado
Los sexos con los sexos
En este abrazarnos así
Fraternos inocentes casi ajenos
Desposeídos no
Aunque sí carentes de propiedades y títulos
Sólo en la epidermis
Superficialidad
De este abrazo prolongado
Que nos dice con voz sincera y leal
Ya no estábamos aquí
Así abrazados
Porque donde estemos estaremos
Abrazados así
Hasta siempre-jamás.
 
atsushi suwa-5
Ricardo Landa: 4 de mayo de 2013. Imágenes: Abrazos, red; Constantin Brancusi: El beso; Atsushi Suwa 5.